Primeros síntomas.

Síntomas comunes entre embarazadas

 Se da el caso en el que muchas mujeres desconocen que están embarazadas hasta el segundo mes, cuando por alguna extraña razón no les ha venido el periodo menstrual y se preguntan qué puede estar sucediendo. ¡Si te ha pasado, no eres la única! Y es que 7 de cada 10 mujeres sólo presentan síntomas del embarazo en su sexta semana; no importa que sea buscado o que la vida te haya llegado a conocer por casualidad semejante milagro de la naturaleza.

Si tienes dudas y aún no te has realizado el test de embarazo, te damos alguna pistas para que, en caso positivo, bajes inmediatamente a la farmacia y lo compruebes con más seguridad.

 

Una tercera parte de las mujeres embarazadas llegan a experimentar en sus primeros meses los siguientes síntomas.

  • Cansancio: la soñolencia que muchas embarazadas experimentan al comienzo de su estado se debe al rápido aumento en los niveles de la hormona progesterona.
  • Cambios de humor: los cambios hormonales afectan al estado de ánimo, provocando mayor sensibilidad y emociones durante el embarazo.
  • Tu temperatura basal: aumento de la temperatura habitual en nuestro cuerpo, durante más de 15 días seguidos.
  • Náuseas: en un principio puedes confundirlas con la mala ingesta de algún alimento, enfermedad o cansancio, pero cuando compruebes que son más frecuentes de lo habitual y a cualquier hora del día, sabrás que no es algo normal.
  • Hinchazón de los pechos: los notarás más sensibles e hinchados por los cambios hormonales, mucho más de que los que experimentas antes de tus períodos.
  • Orinar con más frecuencia: durante el embarazo aumenta la cantidad de sangre que circula por nuestro organismo, así como la necesidad de tomar líquidos; como resultado, nuestros riñones trabajan mucho más y acumulan fluidos en nuestra vejiga que provocan la visita al baño.
  • Hinchazón abdominal: el útero puede seguir con su mismo tamaño y nuestro cuerpo experimentar cambios físicos en menos de cuatro semanas.
  • Retraso de la menstruación: con los síntomas mencionados anteriormente y un retraso en tu menstruación tendrás que realizarte un test de embarazo. Es mucho más fiable comprobarlo una semana posterior al retraso; si no sueles llevar la cuenta, será mejor que acudas a tu ginecólogo para que te realice un análisis más exhaustivo.

Si con tu prueba casera has comprobado el estado positivo de tu nuevo cuerpo ¡Enhorabuena! ¡A partir de ahora comienzas una nueva vida repleta de cosas maravillosas!

complices-de-tus-dudas

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s