La depresión: la enfermedad del siglo XXI

Cada 13 de enero se celebra el “Día Mundial de la lucha contra la Depresión”, ironías de la vida, recién finalizadas las Navidades y con los sentimientos a flor de piel. Para quien haya sufrido alguna vez algún síntoma depresivo podrá comprobar con la siguiente información que el estado de ánimo es el peor parado, pero que las ganas y ansias de vivir pueden enterrar, superar y prevenir esta enfermedad “contagiosa” que afecta en la actualidad a un gran porcentaje de la población.

¿Qué es la depresión?depresion2_0

La depresión es un trastorno mental frecuente que experimenta distintos tipos de intensidad. Esta enfermedad se caracteriza por sentimientos de tristeza, melancolía, apatía, pérdida de interés o placer, desesperación, desesperanza, etc. Todos en algún momento de nuestra vida podemos llegar a experimentar algunos de estos síntomas, sin embargo, lo que diferencia a la depresión de estos sentimientos transitorios es que las emociones negativas incapacitan a la persona para realizar y desenvolverse diariamente como antes lo hacía; a que ese sentimiento de tristeza o melancolía se convierta en ansiedad e incapacite a la persona a desarrollar sus actividades cotidianas.

woman in pain

La fatiga o los dolores persistentes de cabeza pueden ser algunos de sus síntomas.

¿Cuáles son sus síntomas?
Cada ser humano es único y distinto, y la depresión se presenta de este mismo modo. No todas las depresiones presentan los mismos síntomas ni la misma gravedad sino que varían en función de la persona y sus circunstancias.
Entre los síntomas que puede presentar la depresión se encuentran:

  • Sentimientos de tristeza.
  • Pérdida de interés o placer.
  • Sentimientos de culpa.
  • Falta de autoestima.
  • Fatiga.
  • Dolores persistentes (digestivos, de cabeza, etc.).
  • Trastornos del sueño (insomnio, sueño irregular, o sueños frecuentes y en exceso).
  • Falta de atención y concentración.
  • Pérdida del apetito o exceso del mismo (a veces la necesidad de consumir bebidas alcohólicas).
  • Sentimientos o intenciones suicidas.

¿Qué provoca la depresión?

Las causas exactas que provocan la depresión se desconocen y aunque hay un perfil o prototipo de persona más propensa a sufrirla los avances se han centrado en la identificación de los factores que pueden predisponer a la enfermedad psicológica. Los factores pueden ser genéticos, bioquímicos o situacionales.
Diversos estudios relacionan la depresión con la posible existencia de daños en diversas zonas cerebrales; otros estudios mantienen la deficiencia de un neurotransmisor llamado serotonina, que el cuerpo crea a partir del triptófano y que puede causar un tipo de depresión caracterizada por la tristeza, irritabilidad o estallidos agresivos, ansiedad, problemas de sueño y obsesiones; algunos expertos lo relacionan con un componente genético proveniente de padres depresivos.

Tipos de depresión

Existen diversos tipos de depresión. La depresión puede llegar a hacerse crónica o recurrente. En su forma más grave puede conducir incluso al suicidio, de ahí la importancia en detectarla y tratarla a tiempo. Si es leve, se puede curar sin necesidad de medicamentos, pero cuando tiene carácter moderado o grave se pueden necesitar medicamentos y psicoterapia profesional.

Los expertos clasifican los distintos tipos de depresión en:

-El trastorno depresivo grave o trastorno depresivo mayor. Como su nombre indica este tipo de depresión es el más fuerte y se caracteriza porque sus síntomas incapacitan a la persona para realizar actividades tan básicas como dormir o disfrutar de la comida. Además, las personas que presentan este cuadro clínico, no pueden llevar una actividad laboral normal, ya que la enfermedad los incapacita para desempeñar trabajos que requieran concentración o algún tipo de responsabilidad. Las personas que la sufren necesitan tratamiento farmacológico en la fase aguda de la depresión y necesitan una terapia psicológica que suele ser prolongada en el tiempo para conseguir salir de ella. Puede que una persona sólo padezca este trastorno una vez en la vida. Sin embargo, lo más común es que estos enfermos presenten episodios repetidos.

-El trastorno distímico, también conocido como distimia se caracteriza por su larga duración (más de dos años). Es menos grave que el anterior y aunque no suele incapacitar a la persona para llevar una vida diaria “normal” sí la incapacita para sentirse bien consigo mismo. Estos enfermos también pueden presentar alguna vez en su vida un trastorno de depresión grave.

-Depresión postparto. La sufren mujeres que acaban de dar a luz. Se suele diagnosticar en los tres primeros meses de vida del retoño, aunque en algunos casos aparece hasta un año después. Las causas exactas se desconocen, aunque los cambios hormonales durante y después del embarazo son los más comunes en el cambio anímico de la madre. Las alteraciones en el cuerpo, en las relaciones laborales y sociales, la falta de sueño, la pérdida de tiempo libre o las preocupaciones sobre la capacidad para ser buena madre…son los síntomas más comunes. Su incidencia en la población oscila entre un 10 y 15 %.

El trastorno afectivo estacional. Aunque nos parezca extraño, el cambio estacional afecta considerablemente a nuestro estado anímico y emocional. La reducción de horas de sol y el frío puede generar la aparición de síntomas depresivos. Países como Lituania presentan un alto porcentaje de suicidios relacionados con la falta de luz y el clima; mientras, otros ejemplos más latentes se presentan en el carácter psíquico y afectivo típico de las personas que viven en climas cálidos (más abiertos, felices, confiados) y fríos (más cerrados, serios y formales). Este tipo de depresión se puede tratar con la combinación de fármacos antidepresivos y terapia de luz.
Depresión psicótica. Se da cuando la depresión va acompañada de una ruptura con la realidad o presencia de psicosis tales como alucinaciones o ideas delirantes. Experimentan sentimientos o sensaciones erróneas sin ninguna base. Afecta a una de cada 250 personas aproximadamente.

-Enfermedad maniaco depresiva o trastorno bipolar. Se manifiesta a temprana edad, entre los 15 y 25 años. Afecta por igual a hombres y mujeres y se caracteriza por los cambios cíclicos en el estado de ánimo. Periodos en los que el afectado puede cambiar de feliz a irritable de un momento a otro. Va desde lo más alto o estado maniaco a profundos sentimientos de tristeza o depresión. Experimenta grandes cambios en su actividad diaria y los niveles de energía.

Cómo hacer frente a esta enfermedad.

Gracias a la labor de los médicos y psicólogos especializados en el tiempo, la depresión es una enfermedad que se puede tratar y curar. Para poder valorar y analizar si lo que el individuo presenta es una depresión propiamente dicha, hay que acudir a un médico especialista que mediante pruebas y análisis psicológicos valorará y descartará la posibilidad de otros tipos de enfermedades con síntomas similares a la depresión.
Establecido y definido el diagnóstico, el médico considerará la necesidad o no de tratar la enfermedad con fármacos antidepresivos que actúan sobre neurotransmisores como la serotonina y la dopamina relacionados de primera mano con la regulación del estado de ánimo. No siempre es necesaria la medicación. En muchos casos con terapia psicológica se puede tratar; en otros, es necesario combinar y tratar la enfermedad con fármacos y terapia.
Por lo general, las personas medicadas deberán mantener su tratamiento, mínimo, durante cuatro semanas hasta diagnosticar algún síntoma de mejoría. Tenemos que ser conscientes de los efectos secundarios que pueden presentar algunos antidepresivos, por ello, sólo deben tomarse bajo prescripción médica y previa consulta al especialista en caso de duda. Nunca se ha de abandonar el tratamiento sin la responsabilidad médica, ya que puede ocasionar graves consecuencias a nuestra salud y a aquellos que nos rodean.

Importancia del apoyo familiar

Si alguien de tu entorno está atravesando un mal bache por motivos laborales, sentimentales, sociales, etc., y crees que presenta algún síntoma depresivo, tu ayuda puede resultar fundamental para su recuperación. Intentar comprenderles y ofrecer tu apoyo incondicional es sólo el inicio de su gran batalla. La depresión es una enfermedad muy dura y el apoyo familiar y de los amigos puede convertirse en un gran aliado contra su lucha. Si conoce algún familiar o amigo que atraviesa alguno de los cuadros de dep

resión descritos anteriormente puede ayudarles dedicándoles un poco de tiempo. Escucharles, realizar actividades que le evadan de sus pensamientos, ayudarles a conocer experiencias o vivencias similares, recordarles que con esfuerzo y trabajo volverán a ser quienes eran…normalizarán con el tiempo su vida y su estado de ánimo.
La predisposición es el primer paso para lograr salir de ella, por ello hay que animar a las personas afectadas a que se esfuercen lo máximo realizando actividades que le ayuden a salir de ella.

*Si usted está diagnosticado con depresión se recomienda que:

  • Comparta su experiencia, inquietudes, problemas…con otras personas.

    Cerebro felicidad

    Nuestros médicos especialistas conseguirán sacar tu mejor sonrisa.

  • Realice actividades de ocio: practique algún deporte, salga a pasear, al cine, exposiciones…
  • Evite rodearse de gente negativa.
  • Intente huir de las rutinas.
  • No se agobie si al finalizar el día no ha podido acabar todas las tareas que tenga programadas. Para otro día intente ser menos exigente y reducir el trabajo de una manera más viable y realista.
  • Acuda a un profesional para que con terapia pueda superar sus miedos e inquietudes. Recuerde: un psicólogo dedica exclusivamente su carrera a diagnosticar y estudiar el comportamiento humano, la salud mental, los pensamientos, las emociones y la conducta personal.

Fuente: National Institute of Mental Health/ Clínica Imar

Clínica Imar/ Departamento de Psicología: 968 21 23 70

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s